Brasil y el terrorismo de estado

Talis Andrade

por Juan Luis Berterretche
Rebelión

Shahrokh Heidari Shahrokh Heidari

El triunfalismo “democrático” frívolo posterior al desplazamiento de la dictadura y la inconclusa constitución del 88 encubrió en la conciencia política brasileña, hasta ahora, las lacras heredadas del autoritarismo militar y aún otras que venían del dominio imperial y burgués, que el estado brasileño continua arrastrando en perjuicio de la sociedad y sobre todo en menoscabo de los que tienen mayor debilidad para defender sus derechos.
Así continuaron vigentes,

1- un racismo estructural e institucional demostrado con holgura por estadísticas estatales en todo el país, y denunciado por la ONU, oculto bajo la falsa ideología de Brasil paraíso de la democracia racial, una fantasía que dominó el siglo XX;

2- tortura sistemática habitual en las penitenciarías del Estado y locales policiales, a la vez de prisión preventiva punitiva, sobrepoblación carcelaria mal alimentada, sin atención médica y en un clima de violencia permanente, condiciones…

Ver o post original 433 mais palavras

Anúncios

Deixe um comentário

Preencha os seus dados abaixo ou clique em um ícone para log in:

Logotipo do WordPress.com

Você está comentando utilizando sua conta WordPress.com. Sair / Alterar )

Imagem do Twitter

Você está comentando utilizando sua conta Twitter. Sair / Alterar )

Foto do Facebook

Você está comentando utilizando sua conta Facebook. Sair / Alterar )

Foto do Google+

Você está comentando utilizando sua conta Google+. Sair / Alterar )

Conectando a %s